Mucho más que la esposa de Bill: Melinda Gates está cambiando el mundo, pero yo recién me entero

Cuando empecé a seguirla en LinkedIn, fue gracias a su esposo Bill. El magnate informático comparte listados de libros que leyó y le gustaron, y por eso yo lo tenía en mi feed.

Un día, Gates contó que el libro de su esposa Melinda estaba por publicarse. Leí con atención el título: ‘The Moment of Lift, How Empowering Women Changes the World” (“El Momento de Levantarse: Cómo Empoderar a las Mujeres Cambia el Mundo”). La curiosidad fue instantánea: ¿Qué tenía para decir esta mujer sobre empoderar mujeres? Al fin y al cabo, yo creía que su único mérito era estar casada con Bill.

Pero como yo sabía que él era un filántropo y probablemente (lo sospechaba por su rostro de bondad), una buena persona, me suscribí para recibir el libro de su esposa apenas se publicara. No tenía nada que perder (salvo los US$12 dólares que costaba el e-book).

Mucho más que una sorpresa

No puedo siquiera comenzar a describir lo emocionante de esta obra. En ella, Melinda cuenta historias inspiradoras de personas con quienes habló en persona mientras trabajaba, por 20 años, en la Fundación Bill y Melinda Gates.

En su obra, habla del matrimonio infantil, la falta de acceso a los anticonceptivos, y de la inequidad de género en el trabajo, entre otros temas urgentes que aquejan a la mujer en primer lugar, y consecuentemente, a la sociedad entera.

En la introducción, cuenta que esas historias le dieron un sentido de “urgencia” a su vida, y le hicieron desear que todos desde nuestro lugar “eleváramos” a otras mujeres.

 

Esas historias le dieron un sentido de “urgencia” a su vida, y le hicieron desear que todos desde nuestro lugar “eleváramos” a otras mujeres

 

Mucho más que un libro

De más está decir que quedé encantada, fascinada. Pero todavía no sabía que iba a recibir un impacto aún mayor: verla entrevistada por David Letterman en su talk show de Netflix: “My Next Guest Needs No Introduction”.

Cuando la vi entrar al estudio de grabación, lo supe: esa mujer era auténtica. Y al escucharla hablar, me convencí por completo: sus palabras eran sinceras, reales, y no una puesta en escena. Sus gestos eran serios pero cálidos al hablar, calmos y centrados como los de quienes no precisan cumplidos para estar seguros de que hacen lo correcto.

Entre otros temas, habló de cómo en el hogar se establecen los modelos de paternidad y maternidad y de los roles, que luego los niños replicarán en la sociedad. Incluso, cuenta cómo logró que Bill Gates comenzara a involucrarse en la crianza de los niños.

También dejó un dato sorprendente: que los esfuerzos de su Fundación están por lograr la erradicación total de la poliomelitis, una enfermedad devastadora producidad por un virus, y que es prevenible con la vacunación.

Si todavía no lo haces, te recomiendo seguirla. Será sin dudas una fuente de inspiración también para ti. Cuéntame: ¿Qué mujer te resulta más inspiradora?

instagram.com/melindafrenchgates

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*
*