Ratón de ordenador: mantén la vista saludable

Entre el móvil y el ordenador, más pronto que tarde, podrías acabar con ardor en los ojos u enrojecimiento. ¡Evítalo!  

Siempre fui un ratón de biblioteca. Mientras otros niños y adolescentes a mi alrededor corrían y socializaban, yo era feliz abrazada por el aroma de los libros: me invitaban a soñar, me llenaban de nuevas ideas y hasta me alejaban de los problemas. Todo parecía perfecto hasta que… “Mamá, me duelen los ojos”.

El diagnóstico fue claro: no tenía ningún problema visual. Para evitar la fatiga, solo debía leer menos y salir más, según indicó el especialista. Digamos la verdad: como no estaba dispuesta a hacerlo, con resignación me recetó gafas de descanso.

Ya pasaron más de 10 años; y, aunque el amor por los libros no cambió, el ratón de biblioteca mutó a ratón de ordenador. Básicamente, estoy casi todo el día frente a una pantalla: para trabajar, mirar series, pasear por las redes sociales, informarme…

Pero, aunque sigo usando las gafas de descanso, tras largas horas frente al ordenador (por no mencionar la pantalla del móvil), las lentes parecen no bastar.

¿Te sucede? Aunque te diré que, para mí, hacer descansos fue lo más efectivo, si no estás dispuesta a abandonar la pantalla, como yo hice en su momento con los libros, te dejo algunos consejos del sitio WebMD, que podrían ayudarte a sobrellevar la situación:

1. Asegúrate de que la pantalla del ordenador esté a, al menos, un brazo de distancia de tu rostro. Además, el centro de la pantalla debería quedar a unos 10-15° por debajo del nivel de los ojos.

2. Usa un filtro de pantalla mate, que te ayude a reducir el brillo. Vienen tanto para ordenadores, como para tablets y móviles.

3. Aplica la regla 20-20-20. Es decir, cada 20 minutos, mira a un objeto que esté a unos 20 pies de distancia (36.5 metros), por 20 segundos.

Esta es realmente una regla efectiva. Allá por mi adolescencia, cuando te contaba que mi vista se fatigaba por tanta lectura, mi madre me sugirió intentarlo, y logré reducir sustancialmente el malestar visual.

4. Haz descansos de 15 minutos, cada 2 horas de pantalla.

5. Considera las lágrimas artificiales, si sientes que tus ojos están resecos.

Sin embargo, y aunque tengo amigas a las que les funcionan, debo advertirte que, cuando los ojos están demasiado irritados, pueden llegar a arder un poco. O por lo menos eso me sucedió a mí, con algunas marcas.

6. Coloca un humidificador en los ambientes donde más utilices las pantallas.

7. Asegúrate de que la habitación esté suficientemente iluminada cuando estés frente al ordenador. Por regla general, el dispositivo no debería ser más brillante que el ambiente, concluye WebMD.

Y tú, ¿qué estrategias usas para cuidar tu vista?

También te recomiendo:

“No como para entrar en el vestido”. El ayuno bajo la lupa

¿Hasta la lechuga te cae mal? Pon atención

 

iStock/BruceMars

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*
*